La Fundación Caja Mediterráneo ha desarrollado en el inicio del tercer milenio una actividad acorde con las líneas que ha establecido la entidad para los próximos años, lo que ha permitido consolidar las bases para una actuación avanzada e innovadora. Una misión que podrá definirse como potenciar las actividades sociales, respeto del Medio Ambiente y el fomento de las nuevas tecnologías, y con el objetivo último de contribuir al desarrollo y a la calidad de vida desde una perspectiva de solidaridad.

Durante el año 2011, la Fundación Caja Mediterráneo ha continuado promoviendo, impulsando y apoyando acciones que han contribuido a crear una sociedad más justa e igualitaria desde el punto de vista social, sin descuidar otras perspectivas como la Cultura, el Arte, Pensamiento y el Medio Ambiente.

Adaptándonos a las nuevas necesidades de las realidades sociales, se desarrollan un buen número de actividades dirigidas a los sectores más afectados opr la situación económica actual.

En este marco cabe destacar la puesta en marcha de cursos de formación para personas sin empleo, la concesión de becas para comedores escolares a personas en riesgo de exclusión o el apoyo a las iniciativas de inserción laboral de personas discapacitadas.

 

Ámbitos de actuación

 

Para la elaboración de estas líneas de actuación se han tenido en cuenta la difícil coyuntura económica que está pasando nuestra sociedad y, por ello, la Fundación Caja Mediterráneo se plantea como objetivo prioritario y transversal en cada una de sus líneas estratégicas de actuación (Desarrollo Social, Medio Ambiente y Cultura) el fomento de empleo y de las iniciativas emprendedoras, a través de los siguientes mecanismos:

 

  • La formación de personas en situación de desempleo en aquellas materias que constituyen un nicho de empleo.
  • El desarrollo de actuaciones específicas que permitan la inserción laboral de personas con dificultades especiales para acceder a un puesto de trabajo.
  • El desarrollo y apoyo a la creación de puestos de trabajo que sirvan para atender específicamente a personas discapacitadas o dependientes.
  • El apoyo de proyectos que fomenten el autoempleo, la inversión y la creación de puestos de trabajos en nuevos yacimientos de empleo.
  • El desarrollo de actividades que fomenten la aplicación de las Nuevas Tecnologías de la información y de la Comunicación en la generación de empleo.
  • La colaboración con otras entidades en el desarrollo de acciones de beneficio común, entablando relaciones que incidan en el mismo campo de acción.